Agencia/Foto: Agencia

La Vinotinto del baloncesto tiene la mira puesta en el AmeriCup de FIBA, pero antes deberá pasar por el escollo del proceso clasificatorio; uno en el que debutará contra la actual subcampeona del mundo, Argentina.

El cruce con la albiceleste es a dos partidos. Uno será en suelo argentino el 20 de febrero, y el otro en territorio venezolano, en el Poliedro de Caracas el 23 del mismo mes.

El elenco criollo deberá agruparse, previo al careo, en la ciudad de Villa Mercedes, de la provincia de San Luis, que servirá como sitio de concentración para la preparación en el país sureño.

Los que están a bordo en la Vinotinto


A bordo del quinteto nacional viajará desde Venezuela una expedición conformada por los jugadores David Cubllán, Heissler Guillent, Anthony Pérez, Ernesto Hernández y Eliézer Montaño.

Mientras que a la concentración en Argentina se irán integrando jugadores conocidos, como Pedro Chourio, Luis Bethelmy y Miguel Ruiz.

También Jhornan Zamora, Michael Carrera, Adrián Espinoza y los debutantes Enderson Alcalá y Fernando Fuenmayor.

El viaje de los criollos tiene como fecha prevista el próximo martes 18 de febrero, para así iniciar con ese proceso de preparación.

En la planificación del alto mando dirigido por el técnico Fernando Duró, y asistido por Bernardo Murph, está una fase de concentración el 16 de febrero.

Estos entrenamientos estarán bajo la conducción de Pablo Favarel, Nelson “Kako” Solórzano, Ronald Guillén y Manuel Echezuría.

Para ese ciclo inicial están confirmados José Vargas, Gregory Vargas, Arian Amundaray, Néstor Colmenares, Windi Graterol, Leonardo Palacios, Dwight Lewis, Yohanner Sifontes, Edgar Martínez, Miguel Bolívar, Bryant Durán. Hay dos invitados: Johandryt Mendoza y Anyelo Cisneros.

Nuevamente enfrentados


Este cruce con los albicelestes significará el reencuentro con los actuales subcampeones del mundo. En el Mundial de China ambas escuadras se vieron las caras y Argentina se llevó la mejor parte.

En ese duelo los venezolanos salieron con un revés en la pizarra 87 por 67, lo que significó la eliminación de la Vinotinto y la continuidad de Argentina en el certamen.
 

Comparte esta noticia