Dra. María Jesús Ramírez

En el mes de la mujer las féminas deben enamorarse de ellas mismas, para disfrutar de una plena y placentera sexualidad.

Sexualidad que su cuerpo reclama enviando señales como pulsaciones vaginales, lubricación vaginal, sensibilidad en las mamas, rubor facial entre otros, estos y muchos signos son ignorados por falta de tiempo, por cansancio, por no conocer su propio cuerpo, por bajo deseo sexual o también puede deberse a la baja autoestima.

La sociedad, la religión, los patrones ortodoxos de educación, muchas veces modifican lo que verdaderamente debería sentir y pensar el género femenino con respecto a su sexualidad y así elaboran errores de conceptos que muchas veces terminan castrándolas de sentir y vivir sensaciones orgásmicas.

Estas últimas pueden invadir su cuerpo y eso crea mujeres inseguras, que no reconocen un orgasmo, con tabúes, frígidas y que pudieran presentar patologías como el Vaginismo, deseo sexual hipoactivo, frecuencia sexual excesivamente baja, etc.

Entonces Enamórate de tí mujer, sin limitaciones dejando de juzgar tu cuerpo por las imperfecciones, sin contar lo poco o mucho de tu edad, enamórate de ti mujer porque mientras más te ames más conocerás tu cuerpo, más fácil será reconocer sus necesidades y lo saciaras de amor propio de un sexo placentero donde el orgasmo sea el punto final de un momento de pasión contigo misma.

Ahora bien, mujer como enamorarte ti, primero amate, segundo amate y tercero sigue amándote desde que decides amarte ya has ganado la batalla, eres bella tal cual eres bajita, media o alta, flaca o gordita con o sin celulitis o estrías o con cicatrices de la vida simplemente eres perfectamente imperfecta.

Te invito a reconocer que necesitas tanto del sexo como respirar, vive tu sexualidad a plenitud sintiendo con los 5 sentidos y activando tu imaginación, lee literatura erótica y explora tu cuerpo buscando placer .

Comparte esta noticia